Canavesio: "Me molesta que se generó algo que no es cierto"

Primera A 07 de diciembre de 2019
Después de conocerse el fallo del Tribunal de Disciplina de Liga Rafaelina de Fútbol, sobre los incidentes ocurridos la semis de Reserva, el DT Celeste, Maximiliano Canavesio charló con PaloyGol y dio su versión de los hechos. "No hubo insultos de mi parte y no me retiró la Policía", aclaró.
Maxi Canavesio
Canavesio. (Foto: Prensa Inferiores Atlético de Rafaela)

El director técnico de la primera liguista de Atlètico de Rafaela, Maximiliano Canavesio fue expulsado cuando se disputaba el encuentro Semifinal de Reserva entre la Crema y Sportivo Norte en las instalaciones del Autódromo. Por esa sanción el Tribunal de Penas de la Liga le impuso una pena de 5 partidos. Al respecto, el DT celeste, se manifestó dolido y contrariado por la resolución que considera, además de exagerada, muy alejada de lo que verdaderamente ocurrió.

"Yo estuve expulsado en el partido contra Ben Hur y en dos de las cuatro fechas que me sancionaron, dirigí desde la cabina de transmisión, ese lugar no estaba inhabilitado para mí. Si yo como entrenador expulsado estoy en esa cabina que está fuera de la cancha y el árbitro que no me acuerdo quién era, pero no me dijo nada y yo gritaba y daba indicaciones, todo normal", le contó a PaloyGol.com.ar Maximiliano Canavesio, con relación a lo ocurrido en el encuentro que disputaron Atlètico de Rafaela y Sportivo Norte por las semifinales de Reserva y que terminó en una confusa situación.

"No hubo insultos de nuestra parte"

Respecto de su conducta en la cancha, Canavesio no tuvo medias tintas: "Cuando entreno a la tarde con la Primera, me quedo a darles una mano a Marcelo Asteggiano y a Oscar De los Santos, me quedo en la cabina con dos chicos más, Ignacio Leiva y Marcos Iñiguez, también estaba el coordinador de los Profes y Rodrigo Ré, técnico de la categoría 2002. Todos hemos hablado, lo típico, pero en ningún momento, todos los que estábamos ahí, nadie insultó, nadie dialogó con el cuerpo técnico de Sportivo", explicó el entrenador sorprendido por el informe que presentó el árbitro.

Al respecto, Canavesio aseguró que el único comentario que le hizo al juez fue en relación a los insultos que sus jugadores recibieron del cuerpo técnico de Sportivo Norte: "Quiroga insulta a los jugadores de Atlético y yo le digo al cuarto árbitro: "Fijate que está insultando a nuestros jugadores". Eso fue en el primer tiempo, Quiroga le protesta al árbitro y el cuarto árbitro nos dice 'Quédense tranquilos ahí arriba', pero en el segundo tiempo no nos echaron, yo estuve ahí", añadió "Machi" en contradicción con lo que dice el informe.

"Metemos el segundo gol y en una jugada que se protestó una tarjeta amarilla, Quiroga dice: "Saquen a los que están en la cabina, están protestando, etc." Ahí el cuarto árbitro habla con los policías y nos dice que bajemos -relata con detalle y aclara- yo bajo (de las cabinas), pero fuera de la cancha detrás del banco de suplentes. El informe del árbitro dice que yo insulté al cuerpo técnico de Sportivo, pero en realidad fue Quiroga el que insultó a los jugadores, yo en ningún momento hablé con él, absolutamente nada. El árbitro en el informe no detalla un supuesto insulto mío", se quejó.

"La policía no me retiró del lugar"

Respecto del incidente con la Policìa, Canavesio fue también categórico y negó lo que señala en el informe del árbitro: "Cuando terminó el partido yo me fui a mi casa, pero la policía en ningún momento me retiró del lugar. Además la policía hace un informe en el que habla de "desacato a no sé qué..." y el artículo 76 es para el público, yo no soy público", se quejó Canavesio.

"El artículo dice que una persona que no esté en el lugar correcto debe ser retirado, etc... Pero yo soy el entrenador de Atlético, es como si estuviera Walter Otta o dirigentes. En ese lugar siempre hay detrás del banco de suplentes, dirigentes. Yo no puedo irme de un lugar cuando no hice nada, estoy trabajando en el club, no estoy como espectador. Me molesta que se generó algo que no es cierto", subrayó el entrenador, que no deja esconder su enojo con la sanción, a la que no le encuentra explicación.

"Yo no insulté nunca. Estoy dolido porque no entiendo la rigurosidad que se me está aplicando, cuando hay cosas más graves, me parece, y se ensañaron conmigo. Una cosa increíble", disparó.

Te puede interesar