Hace 8 años Peñarol comenzaba a vivir la pesadilla "Santana"

Primera A 13 de agosto de 2020
En 2012 el equipo de Villa Rosas comenzaba a transitar uno de los momentos más difíciles de su historia. Quita de puntos, el miedo que lo manden al descenso, la venta de un terreno y una cifra millonaria que tuvo que pagarle a un equipo alemán por Jonathan Santana, quien nunca conoció a Peñarol. Paloygol te recuerda toda la historia.
santana
Santana con la camiseta del Wolfsburgo. De fondo la cancha de Peña que nunca conoció.

El mes de agosto de 2012 comenzó a ser una pesadilla para Peñarol de Rafaela. El día 13 de ese mes la Liga Rafaelina de Fútbol recibía una nota del Consejo Federal que le ordenaba la quita de 6 puntos para el equipo de Villa Rosas, por disposición de la FIFA, debido a una deuda que el club rafaelino mantenía con el Wolfsburgo de Alemania. Un día después, en la reunión del Consejo Directivo de la Liga, se hacía efectiva la quita de puntos.

La misiva enviada por el ente internacional causó muchísimo revuelo en todo el país, porque incluso los mismos dirigentes de Peñarol en una primera instancia aseguraban desconocer estar vinculados a la operatoria. En realidad, el Wolfsburgo reclamaba desde hacía ya unos años una compensación por la transferencia del jugador Jonathan Santana que, misteriosamente, se había realizado en el 2006 desde Peñarol al Wolfsburgo, pero en realidad,  el jugador había sido transferido en agosto de ese año desde River Plate hacia Alemania. El reclamo que llegó al club rafaelino era por una supuesta negociación hecha por ellos en el mes de julio del mismo año.

La quita de puntos se debió a que Peñarol no cumplió con un pedido de FIFA  que había dispuesto que el Club de Villa Rosas pague una cláusula de 50 mil euros que le correspondía por el incumplimiento del contrato de Santana en el club alemán.

Lo que llamaba la atención es que el jugador nunca había pasado por Peñarol ni tampoco figuraba en los registros de Liga Rafaelina. Santana surgió en San Telmo y luego pasó por Almagro, San Lorenzo, Nueva Chicago y River Plate en el 2006, donde luego fue transferido al Wolfsburgo (2006-2009). Seguidamente estuvo nuevamente en San Lorenzo e Independiente, con un paso por Turquía y Paraguay.

La quita de puntos y otras posibles sanciones

La FIFA había ordenado la quita de 6 puntos como primera medida, pero además le otorgaba un cierto plazo a Peñarol (hasta el 19 de diciembre) para que cumpla con lo adeudado, de lo contrario decretaría el descenso de categoría, y luego, posiblemente, su desafiliación.

Los tiempos pusieron en jaque a la dirigencia de "Peña" que debió moverse de inmediato. Más allá de los primeros reclamos que hicieron, y que fueron en vano, el club debía pagar para no tener peores consecuencias.

La venta de un lote, las marchas y la solidaridad de Libertad

Muchos clubes se solidarizaron con la institución de Villa Rosas, y uno de ellos fue Libertad de Sunchales que trajo a su equipo de Básquet, que en aquel momento jugaba la Liga Nacional, para hacer un partido amistoso contra un combinado local, con el objetivo de recaudar fondos (se disputó en el gimnasio "Lucio Casarín" de Atlético de Rafaela).

Sin embargo, el dinero que debía conseguir "Peña" era demasiado. Los 50.000 euros que le reclamaron en aquel momento, unos $ 5.582.300 a la cotización oficial de hoy-, más los intereses que FIFA establecía por este tipo de reclamos que se estimaba en unos 7000 dólares. Los hinchas de la V azulada estaban impacientes por lo que podía llegar a suceder y una noche marcharon a la Liga Rafaelina de Fútbol a buscar respuestas.

En aquel año, el presidente de la Liga era Omar Chiarelli, quien atendió a los hinchas y les respondió lo que podía, ya que el problema no residía en calle Rivadavia, sino en Alemania.

Los días y las horas pasaban, y el tiempo se acortaba. Finalmente, los dirigentes llamaron a una Asamblea de socios, y tras una larga discusión se decidió vender un lote que en aquel momento tenía Peñarol en la localidad de Bella Italia. El valor del inmueble se aproximaba a la deuda que reclamaba el Wolfsburgo, y era la solución más rápida para dar respuesta al problema.

El pago a término y la resignación de Peñarol

Los de Villa Rosas cumplieron con los establecido por FIFA y, en cuotas, pudieron saldar la deuda con el Wolfsburgo antes de fin de año, y además conocieron toda la verdad sobre el caso Jonathan Santana.

En declaraciones a distintos medios, Carlos Schanz, quien era presidente del Peñarol en aquel momento, finalmente reconoció que el club estuvo inmerso en una triangulación en la que involucraba al jugador y a distintos clubes. "Peñarol es culpable, La semana pasada estuve en Buenos Aires, me reuní con la gente de River y de San Telmo, me dieron los papeles en donde Peñarol hizo la compra del 50% de los derechos económicos del jugador Santana (Jonathan) a San Telmo en 100 mil dólares y figura la firma del vicepresidente, Guidoni y del secretario, Machado, en aquel 2005", había confirmado el dirigente a un medio de Rafaela.

Santana involucrado en otras triangulaciones

El de "Peña" no fue el único caso que involucró a Santana con situaciones poco claras. En el año 2014  el jugador fue procesado por la justicia argentina por evasión fiscal. En el año 2012 el jugador fue transferido de Kayseri de Turquía al Club Atlético Independiente y ante un requerimiento de la AFIP, el jugador respondió que sus derechos federativos y económicos pertenecían al club Atlética Sud América de Uruguay. Las triangulaciones no están permitidas por la Ley y establecen sanciones para quienes las realizan. Si bien cuatro días después Santana se rectificó y dijo no tener relación con el equipo de Uruguay, la AFIP no dio marcha atrás y procesó al jugador.

Te puede interesar