Topo Gómez: "Tuve contactos con la dirigencia y mi anhelo es trabajar en Atlético"

Entrevistas 23 de abril de 2020
Oscar Armando Gómez, el goleador nacido en el Chaco, mantuvo una charla mano a mano con Paloygol.com.ar. Habló sobre su pasado en Atlético de Rafaela y 9 de Julio, la Liga Rafaelina y su presente ligado al fútbol.
TopoGomez
El Topo y su "grito sagrado" con la camiseta Celeste

Oscar Gómez no es un nombre más en el ambiente futbolero argentino. "El Topo" es recordado por sus goles en varios equipos de nuestro país. Atlético de Rafaela, Chaco For Ever, Unión de Santa Fe, Argentinos Juniors, Patronato de Paraná, Brown de Arrecifes, Platense, 9 de Julio y en particular Nueva Chicago, donde hasta el día de hoy, es ídolo indiscutido de la institución de Mataderos, en la provincia de Buenos Aires.

Pero por estas latitudes regionales, el chaqueño dejó muy buenos recuerdos con la camiseta de "La Crema", más allá de que cerca del retiro, tuvo su paso por 9 de Julio. Nadie lo considero "traición", al contrario, su jerarquía estaba por encima de los colores entre los clásicos rivales de nuestra ciudad.

- Contame un poquito qué estabas haciendo antes de la cuarentena, ¿Seguís ligado al fútbol?

Antes de comenzar la cuarentena, sigo ligado al fútbol, trabajando de coordinador general en Santa Silvina (Chacho), un club muy lindo, muy grande. Ahora estoy de vuelta, sin trabajo, pero trabajé un año muy arduo y me fueron muy bien las cosas.

- Qué momentos recordás de tu paso por Atlético y varios años después te pusiste la camiseta de 9 de julio?

Los mejores momentos que recuerdo de Atlético fueron espectaculares, porque venía de Chaco y "Lechuga" Alfaro me vió jugar y me hizo un seguimiento con gente cuando estaba en Chaco, me fue muy bien y tuve casi dos años muy buenos, estuvimos por arriba de Estudiantes de La Plata (Temporada 94/95) que fue algo excepcional, hicimos una campaña extraordinaria con Gustavo (Alfaro) y con todos los muchachos: Grillo, Dalmasso, Berzero, Levrino, Cristofanelli, Carlos Goyen, Aresso, "Tati" Saavedra, Gervasoni, grandes compañeros que me dejó el fútbol y la verdad que fue espectacular. Y después, ya culminando mi carrera me puse la camiseta de 9 de Julio, lo hice como todo profesional y la verdad que me atendieron muy bien, a pesar de que son rivales de la ciudad, me fue bien, me trataron muy bien. Tuve la suerte de ascender del Argentino B al Argentino A. Tuve la suerte de hacer dos goles importantes y un ascenso que quedo marcado también para ellos.

- ¿Seguís la campaña de La Crema? ¿Tuviste alguna vez contactos en el club como para trabajar acá?

Claro que sigo la campaña de Atlético, si es el club que me hizo brillar también por otros clubes. A veces cuando puedo voy a ver los partidos, hay muchos jugadores jóvenes, algunos los conozco como "Toto" Niz, que es uno de los más "viejitos" (risas). La verdad que siempre lo sigo por televisión y sigo el ascenso que es lo más importante y de ahí sigo a Atlético.

Cuando estaba trabajando en Santa Silvina, tuve contacto para trabajar en el club y estoy abierto a conversaciones. Claro que es mi anhelo trabajar ahí, ya sea en la liga o con los chicos de AFA. Porque estoy capacitado, he trabajado mucho con chicos y también con los grandes, he aportado mi trayectoria como ex-jugador y también como técnico. Claro que me gustaría porque lo llevo en el alma y tengo mucha gente amiga y siempre me llaman para ver si estoy trabajando. Pero no veo muy lejano trabajar ahí porque me gustaría aportar lo mío y lo haría con todo gusto porque es un club que quiero mucho.

- ¿Cómo ves el nivel de competencia de Liga rafaelina? ¿Te gustaría volver a dirigir?

La Liga Rafaelina es una liga muy competitiva, no lo voy a descubrir yo, siempre se lo digo a todos los que me preguntan de otros lados y les digo que es muy competitiva, con grandes jugadores y la zona en donde vivímos nosotros hay muy buenos jugadores. Y a pesar de que la mayoría trabaja, dejan esos lugares para tratar de entrenar y llegar bien al día del partido y lo hacen toda responsabilidad y profesionalismo. Creo que cada día se está poniendo más linda y con muchos jóvenes y muy competitivo. Obviamente que me gustaría dirigir, estoy a disposición, escucho ofertas y lo haría con todo gusto porque es mi pasión, es lo que siento y lo que sé hacer. El futbolista muere con eso hasta el último minuto de su vida, ¿no?

- ¿Qué balance hacés de tu paso como entrenador de Argentino de Humberto?

No me quería olvidar de Humberto Primo, estoy ahora viviendo aquí. He trabajado con chicos de divisiones inferiores, planteles de Primera y Reserva también. Me fue bien porque a veces no son los resultados, sino lo que los chicos te dicen en la calle, cuando te encontrás o estás en otro lado, ahí recién te recuerdan y te dicen: "Profe es verdad lo que nos decía", entonces eso es lo que nos queda a nosotros los formadores la alegría de que los chicos aprendan, principalmente a parar una pelota y saber qué podemos hacer con ella. Estoy muy agradecido al club y a los chicos cuando te recuerdan, igual que a los jugadores de Primera, eso es lo más importante.

- ¿En tu carrera te faltó jugar en algún club en especial o estás contento con tu trayectoria? ¿Cuál creés que fue tu mejor etapa?

Mi balance fue positivo en todos los equipos. Jugué en 16 equipos y recorrí casi todas las provincias de la Argentina y muy positivo porque aprendí y escuché mucho. Lo lindo del fútbol es que todos los días se aprende algo nuevo. He trabajado con técnicos de mucho nombre: Alfaro, Ricardo Gareca, Rezza, "Beto" Pascutti, Carusso Lombardi, Victorio Nicolás Cocco, Carotti, el profesor Habergger, Fernando Donaire, Kudelka cuando recién empezaba en Patronato. De todos se aprende, yo fui sacando cositas importantes de cada uno que me fueron marcando en mi carrera. Después vos te encaminás y hacés tu carrera. Pero estoy muy conforme con lo que hice, seguramente me faltó ir a jugar a Europa. Fui a Bolivia a un equipo grande como es el Bolivar, pero a Europa mucha gente me decía que tenía las condiciones para jugar allá.

Mi mejor etapa fue en Atlético, allí fue mi despegue, anduve bien e hice muchos goles porque además el equipo también acompañó. Después en Juventud Antoniana me fue bárbaro y en Platense también hice muchos goles, después me lesioné y no la pasé bien. Pero por suerte después llegó Nueva Chicago y fue una etapa brillante.

Topo Gomez AR-Chaca 3
"El Topo" una de las tantas veces que vistió la camiseta celeste.

Te puede interesar