De la mano de "Malacho", hace 15 años el "9" ascendía al Argentino A

Torneo Federal 21 de mayo de 2020
En San Francisco, 9 de Julio perdía 1-0 con Sportivo Belgrano y se quedaba con el Ascenso al Torneo Argentino"A", ya que en Rafaela había ganado por dos goles. Aquella tarde, el "León" de Germán Soltermann volvía a la máxima categoría del fútbol del interior.
9_ascenso federal a
En el 2005, 9 de Julio ascendió al Argentino A - Foto: Web

El 21 de mayo del año 2005, 9 de Julio jugaba la revancha del Ascenso al Argentino "A" ante Sportivo Belgrano en la localidad de San Francisco. En el partido de ida jugado en Rafaela, y en el que habían llegado casi 3000 cordobeses, el "9" había ganado 2-0 con goles de Oscar "Topo" Gomez y Miguel Urbina.

En la revancha, jugada un sábado a la tardecita, el estadio de Sportivo Belgrano era una caldera. Más de 5000 hinchas del "Verde" se hicieron presentes con la ilusión de dar vuelta la serie. Pero los "Julienses" hicieron honor a su historia y sacaron pecho junto a sus hinchas que habían copado la tribuna norte.

hinchada sportivo belgrano
Así lucía el estadio "Oscar Boero" con los hinchas locales

Un mal arranque en el primer tiempo y aguantar en el segundo

Sportivo Belgrano había salido a comerse crudo al "León". De entrada marcó territorio y se hizo dueño del balón queriéndose llevar por delante a su rival. A los 20 minutos el delantero del "Verde" Juan López puso en ventaja a los locales y la cosa parecía complicada para 9 de Julio.

De allí al final del primer tiempo al "9" no lo quedó otra que aguantar, y lo hizo bien con sus dos centrales que eran una muralla: Olmedo y Donatti, tratando de generar alguna contra para que Besel y Rena puedan convertir y traer tranquilidad.

Sobre el final del primer tiempo los locales se quedaban con uno menos por la expulsión de Martinez, de la mano del árbitro concordiense Horacio Sandoval, que muchos recuerdos le traen a los hinchas "julienses" que asistieron ese día a la cancha ya que su tarea no fue la ideal, pitando demasiado para el lado local.

En el segundo tiempo, y el "Verde" con uno menos, dejó más tranquilo a 9 de Julio, que más allá de haber sufrido la expulsión de Besel promediando los 15', no tuvo demasiados sobresaltos. Sportivo Belgrano siguió con su búsqueda, pero más desordenado.

Con un Taverna seguro bajo los tres palos, con Olmedo y Donatti sacando absolutamente todo lo que llegaba por arriba, más los dos laterales Mosevich y Becerra siendo bien firmes, el "9" estaba muy bien parado atrás. Además Urbina y Zbrun comenzaron a ser dueños del medio recuperando y saliendo por los costados con Senn y Gelatini, dos volantes que jugaron a un nivel muy alto, lo mismo que Andretich hasta que fue sustituido. Y arriba aguantando solo Víctor Rena, uno de los mejores jugadores que tuvo el partido, en especial en el segundo tiempo ya que solo aguantó todas las pelotas que le llegaron.

9 de Julio tuvo que sufrir al final con tiros libres que Sandoval cobró cerca del área, pero la suerte estaba del lado "Juliense" que finalmente terminó festejando con toda su gente un título que lo hizo regresar al Argentino "A" tal como había ocurrido en el 2001. Sólo, y para empañar la fiesta, hubo tiempo algunos piedrazos que volaron desde los locales a los hinchas del "9".

Malacho y su confianza a los pibes del club

Germán Soltermann fue nuevamente el héroe de 9 de Julio tras conseguir un nuevo ascenso. Había sido el DT del equipo que ascendió en el 2001 y en el 2005 volvió a conseguir la estrella. Malacho había arrancado como DT del "9" en la primera parte del torneo pero luego se alejó por razones personales y fue reemplazado por José María Rolfo que renunció cuando terminó la etapa regular y después de haber quedado afuera con Sportivo Patria.

Para el etapa final los dirigentes volvieron a llamar a "Malacho", el indicado en recuperar al equipo que venía siendo irregular. Soltermam, aquel año confió a ciegas en los jugadores del club como Donatti, Zbrun, Andretich y Senn, que si bien ya tenían sus años en Liga, debían demostrar que estaban para grandes cosas.

Pero lo más llamativo fue lo de Emiliano Taverna. El "9" había traído para ese torneo a Alejandro Re, arquero que venía de ser una de las figuras de Quilmes y además uno de los mejores de la Liga. Cuando todo parecía que Re iba a ser el titular del equipo, Malacho Soltermann decidió jugársela por "Mili" Taverna, quien no lo defraudó y se hizo dueño del arco "Juliense"

El recuerdo de la Agrupación Marcelo Werlen

Te puede interesar